La semana pasada estuvimos en el salón Aquarela situado en la calle Antonio Toledano número 25, por el barrio de Fuente del Berro. Al llegar nos recibió Valeria, una encantadora y bellísima brasileña que nos explicó lo que a continuación iban a realizarnos.

Valeria, pionera en España en lo que al alisado brasileño se refiere, abrió su negocio en el 2009 y desde entonces no ha parado de verlo crecer, lo que indica la calidad de lo que ofrece.

Lo primero que hacen nada más llegar es lavarte con un champú antiresiduo con el fin de eliminar cualquier tipo de producto que lleves en el pelo, no aplican suavizante ni mascarilla, después secan el cabello para ya por fin ver el estado del mismo para saber qué tratamiento van a llevar a cabo.

Tengo que reconocer que en mi caso lo tenían difícil porque después de haber pasado unos días en la playa, mi pelo ya de por si decolorado estaba muy estropeado. El pelo de Mónica está mucho más sano, ya que solo tiene un poco decoloradas las puntas, pero aun así el tratamiento que nos realizaron fue el mismo, su tratamiento estrella, el alisado brasileño o de keratina.

Valeria misma se encarga de contratar a sus empleados, y quiere los mejores, además ella va supervisando todos los trabajos que van realizando sus empleadas, quiere que el resultado sea el mejor.

A mi antes de empezar me realizaron un corte bordado o de limpieza, no es un corte al uso, para entendernos, me recortaron esos pelillos que se ven a tras luz, que crean un efecto como encrespado, el resultado fue al instante un pelo mucho más suave. Después comenzaron con el alisado. Es un tratamiento largo, de unas tres horas. A nosotras nos atendieron Eva y Jenny, las dos muy perfeccionistas, pero como dije antes nos consta que todos lo son.

El alisado (para mantener la melena en un estado óptimo) recomiendan realizarlo dos veces al año, aunque también realizan otros dos tratamientos, la cauterización (con keratina pura) y la plástica capilar (rica en colágeno), pero de estos dos últimos no puedo hablaros ya que no los conozco, aunque viendo su profesionalidad no dudo de su eficacia.

Mientras estábamos allí observamos un ambiente de trabajo frenético, pero a la vez nos vimos envueltas en un ambiente agradable y amistoso.

Mientras nos realizaban el tratamiento nos iban informando del mantenimiento en casa, aunque nos dieron un tríptico informativo donde viene todo muy bien explicado. También recomiendan usar unos productos especiales para el lavado del pelo para que el alisado dure lo máximo posible.

Después de tres (largos) días sin podernos lavar la cabeza, el resultado es ESPECTACULAR. El pelo está suave, después de un golpe de secador (dos, tres minutos sin cepillo ni nada) se queda lisito, pero con cuerpo, y cero encrespado, ¡perfecto para llevar el pelo siempre impecable sin invertir nada de tiempo!

Estamos encantadas con nuestras melenas, os recordamos sin lugar a duda el alisado brasileño del salón Aquarela.

Al César lo que es del César…a Valeria, sin duda, el alisado de keratina.

¡Muchas gracias chicas!

Raquel

Raquel:

Camiseta: Stradivarius (aquí)

Vaqueros: Stradivarius (aquí)

Pulsera: Stradivarius (aquí)

Sandalias: Zara (antes de rebajas)

Mónica:

Camiseta:Stradivarius (nueva pero no en web)

Vaqueros: Zara (old)

Pulsera: Stradivarius (aquí)

Sandalias: Zara (antes de rebajas)

Please follow and like us: